5 pasos para armar tu lista de invitados al casamiento y celebrar con los que quieren

COMO-HACER-TU-LISTA-DE-INVITADOS-A-TU-CASAMIENTO.jpg

Si estás empezando a organizar tu casamiento, seguramente entre las primeras dudas que surjan estarán la de dónde celebrarlo, qué presupuesto destinar al casamiento y cuántas personas van a invitar. Como podés ver, una respuesta incide en la otra. Así que, como primera medida, es necesario que ustedes dos definan si quieren una gran fiesta o si prefieren algo íntimo. En base a esto, van a poder empezar a responder las dudas que planteamos antes. Y tener en claro que tipo de casorio van a tener les va a permitir tener cierta cintura para manejar el presupuesto ya que si la lista de invitades final fuese menor a lo que habían estimado en un comienzo, podrían darse algunos gustos en la boda o destinar más dinero a la luna de miel; por otro lado, si al empezar a armar la lista resulta que tienen más gente para invitar de la que habían calculado podrían tener que achicar el gasto en otros aspectos o incluso podrían llegar a tener que elegir otro lugar para la fiesta si la capacidad del lugar que les gusta fuera insuficiente. Así que está claro que cuanto antes definan la cantidad de invitades, mejor. Pero vayamos por partes.

 

¿Qué 5 pasos les conviene seguir para armar la lista de invitados al casamiento y celebrar con los que quieren?

 

1. Armen un 1mer borrador de la lista de invitades.

como-hacer-la-lista-de-invitados-casamiento.jpg

Para empezar, armen una lista detallada con los nombres de cada invitade. Una buena idea es hacerlo en grupos de a 10 personas cosa que les va a facilitar hacer cálculos estimados para el catering, la barra, souvenires si los hubiera o el cotillón para el fin de fiesta.

Para no olvidar a nadie, pueden empezar por la familia directa (padres, hermanes), a continuación la familia extendida (primos, tíos, abuelos), amigues, compañeres de trabajo y finalmente aquellas personas que conocen "de la vida".

2. Tengan presente el presupuesto.

En base al borrador, van a tener un estimado de invitades. Por ahora, es difícil saber exactamente la cifra real de asistentes ya que siempre hay variaciones de último momento. Lo ideal es que tengan un aproximado para poder definir qué tan grande es el lugar que necesitan para celebrar.

INVITADOS-BODAS

Si las familias van a ayudar a pagar la fiesta, asegúrense de definir que es lo que esto implica. Hay casos en los que la ayuda llega a modo de regalo, otras veces, el aporte económico llega con condiciones como que asistan al casamiento amigues de la familia que quizás ustedes no habían considerado invitar. En este último caso, van a tener que sumar estas personas al borrador.

3. Confirmen la inversión por persona invitada. 

En esta etapa van a tener que consultar con los proveedores que tengan seleccionados el valor de sus servicios para poder empezar a hacer cálculos más exactos y asegurarse de no exceder el dichoso presupuesto. Con los números hechos van a poder saber si pueden agregar gente a la lista o si tienen que empezar a hacer ajustes sobre la cantidad de invitades. 

INVITADOS-CHILENOS-casamiento-EN-BUENOS-AIRES.jpg

4. Hagan los ajustes necesarios a la lista.

Si el presupuesto no es problema, este paso no tiene mayor dificultad pero si no fuera este el caso, van a tener que definir en base a qué criterios reducir la lista. ¿Cómo hacer esto? Consejo 1: dejen la culpa de lado. Consejo 2: piensen entre los dos quienes son relevantes en su historia de pareja o en algún momento importante de sus vidas. Consejo 3: piensen si dentro de 5 años les daría o no lo mismo que tal o cual persona haya estado en el casamiento. Y ahora vayamos a casos puntuales, por ejemplo, si hubieran incluido en el presupuesto amigues de la familia por pura cortesía pero sus padres no van a brindar ninguna ayuda económica, siéntase libres de blanquearles que el presupuesto aprieta y eso no va a ser posible. Otra idea es decirle a sus amigues o familiares que lleven en pareja menos de 6 meses que la invitación es individual y otra posibilidad es que el evento sea hijes free (esto tienen que anunciarlo con tiempo suficiente, por favor, para que los que sean padres puedan organizarse) dando como ventaja secundaria que estos papis van a poder divertirse toda la noche sin preocuparse con el beneficio para ustedes de evitarse tener que costear animadores o guardería / baby sitters. Respecto al tema trabajo, no se sientan obligados a invitar a todo el sector/empresa. La invitación se justifica solo si trabajan mano a mano todos los días.

invitados a la boda

5. La lista de la lista. 

No, no es un trabalenguas: es momento de refinar esa primera lista borrador que armaron al principio.

Es conveniente que armen dos listas por separado teniendo, por un lado, aquellos que sí o sí quieren que estén presentes ese día y otra, para aquellos que si bien invitarían, no les afectaría demasiado si no pudieran asistir. De esta manera pueden complementar ambas listas y si alguien de la primera les dijera que no le va a ser posible estar, pueden sumar de la 2da lista a esa persona que saben que le encantaría acompañarlos en ese momento.  

AMIGAS-NOVIA-INVITADAS-BODA

Otra posibilidad es que vos y tu pareja armen, cada uno, por separado, su propia lista de invitades imprescindibles con familia y amigues personales y que armen juntos una tercera lista con aquellas personas que conocen en común. Por ejemplo, tu familia y esa amiga que está en tu vida desde el jardín de infantes van en tu lista, la familia de él y ese amigo del taller de teatro van en la suya y les pibes del club al que van juntos y donde ustedes se conocieron, van en la lista compartida.

Para terminar, un consejito final que puede evitarles momentos bochornosos: no comenten nada respecto al casamiento con gente que no esté incluida en su lista o que no sepan si van a poder invitar. 

¿Y vos cómo vas con tu lista? Si te sirvieron los consejos, te invito a compartirlos con quien sepas que pueden serles útiles.